Las terrazas se han convertido en un 45% en el lugar donde el humo del cigarrillo expone a los no fumadores, revela estudio

Foto: Ine.es

El 45 de los no fumadores asegura estar expuesto al humo del tabaco en las terraza y, concretamente, el 52 por ciento está expuesto al humo de cigarrillos convencionales y el 37 por ciento a las nuevas formas de consumo tabáquico como cigarrillos electrónicos o tabaco calentado, según el ‘Estudio de tabaquismo pasivo en España 2024’ relizado con casi 3.000 entrevistas entre la población española de 16 años o más por la Sociedad Española de Neumología y Cirugía Torácica (SEPAR), cuyos resultados preeliminares se han presentado este miércoles.

Esta encuesta muestra que el 17 por ciento de la población española es fumador activo, el 29 por ciento exfumador y el 51 por ciento nunca ha fumado y, con respecto a los vapeadores y tabaco calentado, el seis por ciento es fumador activo, el tres por ciento exfumador y el 85 por ciento nunca lo han probado. Así, los datos revelan que casi el 17 por ciento de la población no fumadora mayor de 16 años presenta algún tipo de exposición pasiva al tabaco.

Esta cifra de tabaquismo pasivo es mayor en los lugares de ocio como la hostelería, sobre todo en las terrazas donde la exposición se multiplica hasta por siete. En este sentido, el 16 por ciento de los trabajadores de hostelería están expuestos al humo de tabaco, frente al siete por ciento de trabajadores de la empresa privada y el cuatro por ciento de la empresa pública. En cuanto al humo de vapeadores, el 22 por ciento de los hosteleros afirman estar expuestos, frente al tres por ciento de los trabajadores de empresas públicas o privadas.

Uno de los ámbitos que más preocupan a los expertos son los hogares ya que en más del 30 por ciento de los hogares hay al menos un fumador y el 56 por ciento de los fumadores convencionales fuman en casa, cifra que asciende al 60 por ciento cuando se trata de vapeadores o productos de tabaco calentado. Así, en el 19 por ciento de los hogares españoles hay exposición al tabaquismo pasivo.

Asimismo, a pesar de que el consumo de tabaco en lugares cerrados no está permitido en España, el 7,5 por ciento de los encuestados no fumadores que estudian afirman estar expuestos al humo en centros educativos, así como el 13,4 por ciento que asegura estar expuesto en lugares de ocio cerrado como cafeterías, restaurantes o centros comerciales.

En este aspecto, el expresidente de SEPAR y miembro del Área de Tabaquismo de SEPAR, el doctor Carlos A. Jiménez Ruiz, ha apuntado que, en locales de ocio cerrado, los estudios anteriores muestran que, en el año 2005, un 37,4 por ciento de los no fumadores estaban afectados, en 2011 esta cifra bajó al 12 por ciento, año en el que se prohibió fumar en espacios interiores en España, pero, en el año 2024, un 28 por ciento de los encuestados asegura estar expuesto al humo de tabaco en ocio interior, sin incluir las terrazas.

“Esta cifra es debido a estar sometido a humo de tabaco ambiental, no se contempla el 12 por ciento de la población sometida a aire contaminado por humo de cigarrillos electrónicos y tabaco calentado en locales de ocio cerrado”, ha apuntado el doctor Ruiz.

En líneas generales, la prevalencia del tabaquismo pasivo en España se ha reducido en los últimos años ya que, en el año 2005 el 49,5 por ciento de la población afirmaba estar expuesta al humo, frente al 21 por ciento en 2011 y el 17 por ciento en 2024.

En este contexto, el secretario de Estado de Sanidad, Javier Padilla, ha reivindicado que “la autorregularán en el ámbito de la salud pública es el intento de que nada cambie, un libre albedrío pero con todos los determinantes comerciales de la salud”, advirtiendo de que “es una competencia del Ministerio el diseño de las políticas de tabaquismo”.

“Se nos está intentando confundir porque no quieren que se hable de fumar sino de vapear, se habla de riesgo modificado. El descenso de consumo de tabaco convencional es a expensas de que se está incrementando el consumo por otras vías. Los dispositivos electrónicos impactan en la salud, no son productos de bajo riesgo”, ha declarado por su parte el director del PII Tabaquismo de SEPAR, Juan Antonio Biesco.

Buscar

Anuncios