«Soy un chico que sueña a lo grande»: Carlos Alcaraz

El tenista español Carlos Alcaraz dejó claro este lunes que es «muy competitivo y muy ambicioso» y que siempre «sueña a lo grande» y poniéndose como objetivo «a los mejores del mundo y de la historia», mientras que considera que se ve jugando «con buen nivel y mucha confianza» antes de afrontar esta semana la defensa del torneo de Buenos Aires que se disputa en tierra batida.

«Soy un chico muy competitivo y muy ambicioso que siempre quiere ganar a todo, eso es lo que me impulsa para seguir entrenando a mi máximo nivel, seguir yendo a los torneos con mucha ilusión y ganas de conseguir más títulos», señaló Alcaraz en rueda de prensa previa a su participación en el torneo de Buenos Aires recogida por la web de la ATP.

En este sentido, recalcó que «hoy en día» el serbio Novak Djokovic y el italiano Jannik Sinner, ganador del Abierto de Australia, «son los rivales que quiere vencer todo el mundo». «Obviamente, ver a Djokovic ahí arriba y a los jugadores que están ganando títulos también me motiva para intentar estar a la misma altura de ellos», subrayó.

«O hablando del ‘Big 3’ (grupo que formaban Djokovic, Rafa Nadal y Roger Federer), el intentar ir acercándome. Al final, soy un chico que sueña a lo grande, muy ambicioso y que siempre se pone como objetivo a los mejores del mundo y de nuestra historia», añadió al respecto el murciano.

Sobre su presencia en la tierra batida de Buenos Aires, el de El Palmar apuntó que desde su triunfo en 2023 hasta su vuelta en 2024 «han pasado muchas cosas». «Mi nivel de juego es bueno, me encuentro jugando con mucha confianza y a buen nivel. Vengo de jugar un buen tenis en Australia, los días de entrenamiento en tierra han sido muy buenos y me estoy encontrando físicamente muy bien, a un nivel de tenis muy alto y veremos cómo se nos da», advirtió.

El español recordó que en 2023 optó el torneo porque no había podido jugar por lesión en Melbourne el primer ‘Grand Slam’ de la temporada. «Este año vengo por una buena razón y es que me encantó el año pasado. Aunque ganara el torneo, llevaba tiempo queriendo venir a Buenos Aires y al torneo», confesó.

«Juan Carlos (Ferrero, su entrenador) ganó aquí y muchos españoles han venido aquí y me habían contado que era un torneo muy bonito y lo pude experimentar el año pasado. La gente es maravillosa y las ‘vibras’ que se viven aquí son especiales, la energía es especial y quise volver», prosiguió el número dos del mundo, que debutará en segunda ronda ante el ganador del duelo entre el local Camilo Ugo Carabelli y el peruano Juan Pablo Varillas.

Alcaraz también celebró el «gran cambio» que ha vivido el torneo en los últimos doce meses. «El año pasado a lo mejor no lo veía para un ATP 500, pero este año sí. Las instalaciones han mejorado muchísimo, las pistas están muy bien, la organización es muy buena, atenta, servicial, todos siempre está a tu disposición, es maravilloso. La gente se involucra mucha, está muy metida en el tenis y creo que eso se agradece. Creo que si este torneo se convierte en un 500 no me extrañaría para nada», admitió.

Buscar

Anuncios